¿A dónde caminan mis pasos?

¡Qué mal!, ¡esta situación es malísima!, ¡la prima!, ¡el riesgo!, ¡otra vez manifestación en la calle!, … y yo miro por mi ventana, escucho la televisión sentado en mi sofá, y pienso … el entorno está lleno de noticias negativas, aparecen palabras en nuestra vida que integramos en el lenguaje sin saber qué son, dejamos pasar las horas del día como con inercia sin pararnos a pensar, ¿a dónde caminan mis pasos?

Pues sí, yo os escribo sentada en mi sofá, tengo la radio puesta, así que no voy a mentir, las noticias no son del todo halagüeñas, pero… pese a estar aquí quieta físicamente, sin mover otra cosa que los dedos que caminan por el teclado, no estoy quieta, no estoy quieta ni de mente ni de espíritu.

Yo, soy un profesor virtual, un profesor que atiende a los estudiantes, aquí y allá, en cualquier lugar a dónde me encaminan los pasos de la red. Un profesor que construye cada día un espacio virtual donde la formación es la base de cambiar las situaciones, de convertir las palabras en riqueza, de hacer que lo negativo se convierta en un punto de apoyo para construir.

Un profesor virtual, que gracias a Campus Solidario, hoy tiene una razón más para creer que la red encamina mis pasos allá dónde se necesita. Porque entre todos, … podemos hacer que el negro vaya recuperando los colores perdidos, y llegue a ser un arcoíris.

  arcoiris

“El  acto  educativo  no  consiste  en  una transmisión de  conocimientos, es el goce de la construcción de un mundo común” (Paulo Freire)

 

 Arteaga_BBlanca Arteaga

Licenciada en CC. Matemáticas y Doctora en Educación. Especialista universitario en Atención a la Diversidad. Máster en Nuevas Tecnologías aplicadas a la Educación. Profesora en UNIR.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

 

sin ellos y muchos más, no sería posible